Inicio Reflexiones Guitarra Engineering Programación Win32

El anciano

Portada / Reflexiones / Sobre los problemas

Autor desconocido

Había un viejito muy simpático y muy sabio al que todos querían consultar. Le decían el abuelo Bruno y era muy famoso por los consejos y respuestas que daba a cualquiera que se le acercaba.

En cierta ocasión fue a visitar al Abuelo Bruno, un hombre de 55 años que decía que por su edad ya no era tiempo de comenzar sus estudios, y que además la educación en México es muy cara y el no podía pagarla por que lo poco que ganaba a penas y le alcanzaba para sobrevivir. El abuelo le respondió "Sentir lástima de ti mismo y de tus condiciones, no solo es un desperdicio de energía, sino también el peor hábito que pudieras tener, si piensas que la educación es cara, trata de calcular el precio de la ignorancia, vacía tu bolsillo en tu mente, que tarde que temprano tu mente llenará tu bolsillo, en cuanto a tu bajo salario, piensa que ‘el capital no se forma con lo que se gana, sino con lo que se ahorra’...".

Luego, vino una muchacha de 17 años que se sentía confundida por que el grupo de amistades del barrio donde vivía no le permitía desarrollar sus propias aptitudes. Se burlan de ella porque tenía ideas muy diferentes a las de los demás, acerca de la vida y de otros temas parecidos. Le decían que era una persona demasiado ilusa y que esperaba mucho de sí misma y de los demás. Cuando fue a ver al Abuelo Bruno estaba a punto de tomar como ciertas todas las críticas que le hacían sus amigas, pero el abuelo le dijo: “Si no vives como piensas, terminarás pensando como vives, recuerda que ‘todos nacemos como original, pero la mayoría mueren como copia’, si piensas y actúas como quieren los demás, nunca sabrás si tus propias ideas eran tan buenas como creías y vivirás con la frustración de no haberlo constado.”

Al día siguiente lo visitó un hombre que se encontraba en una etapa depresiva, ya que después de haber cometido un error grave en su trabajo fue despedido de inmediato y se sentía todo un fracasado, sin ánimos ni confianza para emprender nuevos retos, y escuchó estas palabras del abuelo: "Hay un mundo de diferencia entre haber fracasado y ser un fracasado, una gran diferencia entre haber hecho algo mal y ser malo, recuerda que ‘lo que no te mata te hace mas fuerte’ y que muchas cosas tienen que empeorar, antes de empezar a mejorar. Ahora te encuentras frente a la oportunidad de hacer mejor las cosas, en el futuro, porque has pagado con una dura experiencia el precio de un conocimiento que te servirá toda la vida.

Un anciano acudió muy triste a visitar al Abuelo Bruno, acababa de leer en una revista esta frase: "Los jóvenes van por grupos, los adultos van por parejas, y los viejos van solos." Para él ésta era una dura realidad, pues desde que lo jubilaron de su trabajo sentía que ya no podía ser útil, no había podido reintegrarse a la sociedad y cada día su familia se mostraba menos dispuesta a brindarle su paciencia, su compañía y su cariño.

Estaba desolado por que ellos eran todo su mundo y le preguntó al Abuelo que como le hacía para mantenerse siempre rodeado de gente a pesar de ser tan anciano como él. El Abuelo Bruno le dijo: “Viéndolo bien, nuestra edad nos da muchas ventajas sobre los jóvenes, porque ‘los años saben mucho de lo que nunca sabrán los días’, si te jubilaron del trabajo no significa que te jubilaron de la vida, puedes hacer de estos años un manantial de felicidad sin intentar descubrir todo lo bueno que posees al ser un hombre de edad. ¡Es fácil!, solamente basta con dejar de estar distraído, para estar admirado."


Analogía y comprensión


¡Cuántos problemas tenemos en la vida! Realmente vivir es difícil.

Ciertamente no. La vida es un mar de oportunidades, las cosas son tan malas según la tinta con que son pintadas. El Abuelo Bruno nos ha dicho algo muy claro: ‘basta con dejar de estar distraído, para estar admirado’, pero somos tan distraídos que cualquier obstáculo nos desanima y nos deprime...

¡Qué triste que no seamos capaces de ver el lado bueno de las cosas! Sigue hacia delante, nunca para atrás… no te quedes ahí, que seguramente encontrarás lo bueno que es vivir.


Bibliografía

Se desconoce su procedencia. Este texto fue recogido de Internet, por lo tanto, su creador y el contenido del mismo texto puede ser o no ser información exacta.

Enviado por: Ricardo González ( 08/dic/2006 )

Analogía por: Autor desconocido (venía con la reflexión) ( 08/dic/2006 )

comentarios@rickygzz.com.mx